Masaje Restaurador

 
El Masaje Restaurador Corporal es un método terapéutico especializado, englobado en el Sistema A.R.C., que permite, mediante manipulaciones específicas y posturas precisas de estiramiento global de la Cadena Muscular Posterior y sus Cadenas Complementarias, corregir disfunciones y recuperar la morfología original de la persona.
Conecta con tu Naturaleza
El Masaje Restaurador Corporal no sólo elimina el síntoma, sino que también localiza su origen. Para ello es necesaria una participación activa (atención, respiración, movimientos…) de la persona tratada. El Masaje Restaurador Corporal solo puede ser aplicado por un Restaurador Corporal formado por la “Escola Sistema ARC”, y se efectúa en sesiones de, aproximadamente, una hora de duración, de manera individualizada. Es imprescindible actuar sin forzar, adaptándose al ritmo del cliente y permitiendo la expresión de todas las sensaciones y reacciones psicocorporales que surjan en la sesión, dejando un espacio final de reposo e introspección de asentamiento.

Objetivos

El Masaje Restaurador Corporal no sólo elimina el síntoma, también localiza el origen. Para lograr este objetivo hace falta la participación activa (atención, respiración, movimientos…) de la persona que recibe el tratamiento.
Como consecuencia del trabajo conjunto desarrollado por el cliente y por el terapeuta, podemos desbloquear las estructuras corporales internas, eliminar las disfunciones más arraigadas y restablecer la energía al organismo. Cualquiera de las situaciones citadas en el apartado de la Microgimnasia, agudizadas o ante la presencia de fuerte espasticidad, es susceptible de justificar un trabajo de incidencia más local, dentro de la totalidad, que intensifique el efecto terapéutico del tratamiento ARC:

Beneficios

El Masaje Restaurador Corporal es un método terapéutico especializado englobado dentro del Sistema ARC que permite, mediante manipulaciones específicas y posturas precisas de estiramento global de la Cadena Muscular Posterior y sus cadenas complementarias, corregir disfunciones y recuperar la morfología original de la persona.


Indicaciones

· Ciáticas
· Artralgias escapulohumerales u hombro doloroso
· Radiculalgias
· Artritis
· Hernias discales, protusiones discales, pinzamientos invalidantes…
· Epicondilitis, epitrocleitis.
· Osteopatía del pubis
· Síndrome del túnel carpiano
· Luxaciones y subluxaciones articulares
· Esguinces y distensiones
· Fascitis plantar, espolón calcaneo
· Sintomatología varia relacionada con cuadros de ansiedad: ahogos, presión precordial, parestesias, bolus histérico, gastritis… siempre con la ayuda interdisciplinar de otros tratamientos coadyuvantes.